Intermitencias

Los hombres y mujeres que visten de luz me rodean, pero poco a poco van alejándose tras depositar en mí una mirada entremezclando lástima, fracaso y resignación. Veo el metal penetrar en mis entrañas, pero no siento nada, veo manos ensangrentadas penetrar en las...

leer más

Uno de esos días

La lluvia fue simplemente el preludio de un día nefasto. Sobre todo cuando te das cuenta de que te has dejado el paraguas en casa y tienes que andar quince minutos desde la parada del autobús en el que has viajado apretujado, porque a las siete y media de la mañana el...

leer más

Carta a Soledad

Querida Soledad, Quería escribirte unas líneas para expresarte las dudas y preocupaciones que me han estado rondando la cabeza últimamente. Creo que esta relación no funciona y me consta que tú también te has dado cuenta porque te noto cada día más distante y ya no...

leer más

Tarde de Jazz

Las notas musicales que emitía la voz del piano se enlazaban con la base de contrabajo y batería, fundiéndose a su vez con la melodía de la trompeta y el acompañamiento del banjo, formando una rítmica composición de jazz. En una tarde como ésa en la que el sol se...

leer más

Llamando…

Te olvidé. Por un momento llegué a creer que era capaz de vaciar mi mente de tu presencia, volver a respirar y librar mi corazón de tu parasitismo, en definitiva, de poder volver a tener la vida yerma y árida que arrastraba hasta que te cruzaste en ella. Amordacé mis...

leer más

Café para dos

Miro el reloj y compruebo que para mi desgracia aún son las tres y media. A estas horas de la noche, pocos somos los que seguimos sumergidos entre montañas de apuntes, adendas y libros de referencia. Las multitudes que durante todo el día habían estado pululando por...

leer más

Volver a empezar

Frente a mi vuelve a estar una hoja en blanco esperando a ser marcada de nuevo con la sangre de mi pluma, perdiendo así su pureza entre letras caprichosas. Sacrificada víctima del pensamiento, de los sentimientos y de la sinrazón. Soporte de cartas amorosas, discursos...

leer más

Nueva York

Ya puedo sentir en las yemas de mis dedos el leve cosquilleo que provocan los motores del Boeing 747 al encenderse para iniciar el vuelo. Siento esa calma tensa previa al despegue, esa incertidumbre que siempre aparece aunque hayas volado ya miles de veces. Un nuevo...

leer más

Decisiones

Apoyado sobre la barandilla de proa, envuelto en la monotonía de la vida de marinero de agua salada, una repentina brisa de alta mar me acerca el imaginario perfume de tu piel y llena mi cabeza de pensamientos que hasta ahora había tratado de esconder en lo más hondo...

leer más

Cena para dos

La música ambiental en directo daba buena fe de la exquisitez del restaurante. El constante trajín de camareros impolutamente uniformados era el resultado de atender las peticiones especialmente exigentes de los clientes esa noche. En las mesas, decenas de parejas...

leer más

Podría

Podría susurrarte las palabras más bellas pronunciadas por el más galán de los donjuanes, componerte versos que fueran la envidia de los más venerados poetas... Podría regalarte el más preciado de los diamantes encontrados, parar el tiempo para que siempre te vieses...

leer más
Página 5 de 10« Primera...34567...Última »